Vino de la bodega Lagar de Cervera

El Grupo La Rioja Alta buscaba la excelencia en vinos blancos y la encontró a orillas del Atlántico, en el corazón de Rías Baixas, enclavada en un microclima privilegiado, y con una uva de extraordinaria calidad: el Albariño. Hoy, y después de 25 años de su llegada a tierras gallegas, la bodega Lagar de Cervera se ha remodelado totalmente, dotándola de las técnicas más modernas y cuidadosas que existen actualmente, lo que les permite lograr su principal objetivo: obtener, cosecha a cosecha, el mejor albariño Lagar de Cervera posible.

Filtrar resultados:

Precio
País
Zona de elaboración
Denominación de origen
Bodega
Envejecimiento
Tipo de Uva
Elaboración
Formato
Maridaje
Año

Hay 1 producto.

1 producto

Lagar de Cervera 2020

Fresco, elegante y cautivador

España   D.O. Rías Baixas (Galicia)

Lagar de Cervera 2020
Vista rápida
Precio 12,22 £
Duty paid
  • Nuevo

Conoce Lagar de Cervera

A finales de los años 80, La Rioja Alta abandona definitivamente la elaboración de vinos blancos riojanos y comienza con ahínco la búsqueda de un gran blanco, de gran personalidad y que tuviera elementos diferenciadores con otros vinos españoles. Así comienza la historia de una preciosa trayectoria en tierras gallegas. Apuestan por O Rosal (Pontevedra) para afincarse en Galicia y probar nuevos caminos enológicos. Y para ello adquirieron la bodega tradicional Fernández Cervera Hermanos S.L., cambiando esta razón social por la de Lagar de Fornelos, S.A. Para La Rioja Alta el valle de O Rosal es una zona privilegiada ya que disfruta al máximo de uno de los elementos diferenciadores respecto a otras áreas: su particular microclima. A pesar de su influencia Atlántica goza de un plus de insolación que supone un beneficioso adelanto de la maduración de la uva. Gracias a su especial orientación en laderas hacia el Sur y el Soroeste, los viñedos de Lagar de Cervera reciben una aireación muy beneficiosa resultando unos mostos perfectamente equilibrados en acidez y grado alcohólico e intensidad aromática.

En la actualidad, el Grupo Rioja Alta lo componen las bodegas La Rioja Alta en Rioja, la casa madre que da nombre el Grupo, Viñedos y Bodegas Áster en la Ribera del Duero, Torre de Oña en la Rioja Alavesa, y la propia Lagar de Cervera en Rías Baixas.

 

Historia de la bodega

En 1990, con Ángel Suárez al frente del proyecto desde 1988, comenzaron a renovar las instalaciones iniciando una esencial tarea para asegurar la calidad de la materia prima, que progresivamente va creciendo desde las 5 hectáreas iniciales a las más de 65 actuales. Ángel se confiesa enamorado de su profesión y también de su tierra. Le gusta echar raíces y por eso su rincón favorito es el mirador de Valdemiñotos. Allí comenzó su andadura profesional con 18 años, trabajando para Hermanos Cervera, que plantaron las primeras 5 hectáreas de la finca. Ahora es el enólogo de Lagar de Fornelos, del grupo La Rioja Alta, y ultimó la compra de las últimas 15 hectáreas de la que es la mayor finca de albariño de Rías Baixas, con más 65 hectáreas en total. Hasta aquí tuvo que negociar con un millar de pequeños propietarios. A esta excelente uva añadieron las mejoras tecnológicas, con la incorporación, entre otros recursos de producción, de prensas con ambiente de nitrógeno o un renovado embotellado. El resultado es la elaboración de unos vinos más frescos y afrutados que reflejan el terruño y el clima atlántico típico de la subzona de O Rosal. También elaboran en esta bodega la línea Viña Armenteira, con orujo y aguardiente de hierbas.

Los primeros frutos de esa cuidada elaboración se vieron compensados cuando en 2004 la prestigiosa revista norteamericana Wine Spectator eligió al albariño Lagar de Cervera como uno de los 100 Mejores Vinos del Mundo. A este reconocimiento se suman otros numerosos premios a lo largo de la historia de esta bodega tanto de carácter nacional como internacional.

En 2011 empiezan el proyecto y las obras de construcción de la nueva bodega con el objetivo de seguir mejorando la calidad en las diversas fases de elaboración.En el 2013 celebra el 25 Aniversario de Lagar de Cervera, momento en que también culminan las obras e inauguran la nueva bodega, en la que se invirtieron 2,8 millones de euros.

 

Filosofía de trabajo

Sin duda, el viñedo el particular tesoro de la bodega. Un viñedo 100% propio de uva Albariño, el mayor de toda la DO Rías Baixas, emplazado en uno de los lugares más privilegiados de toda esta área vitivinícola, aunque la bodega prevé llegar a las 100 hectáreas en los próximos años. En la Finca Viña Cervera de O Rosal se ubican sus parcelas más viejas, Seoane y Cervera, con más de 25 años de edad media. También, entre los factores más relevantes para la producción de uvas de excelente calidad hay que destacar el suelo. Por su origen, los suelos de esta sub-zona pueden ser graníticos, sedimentarios con cantos rodados (en terrazas próximas al río Miño) y, como en su caso, de origen metamórfico con materiales esquistosos ricos en minerales. Su textura es franco-arenosa y presenta poca profundidad y un buen drenaje, además de un pH muy bajo y una equilibrada fertilidad.

También, Lagar da Cervera desarrolla en colaboración con la Universidad de Santiago de Compostela (USC), una serie de estudios centrados en la fertirrigación. De este modo, se investiga el abonado de la planta para determinar las necesidades de la uva Albariño. Asimismo, esta bodega está también incluida en el “programa de control de viñedo” de Galicia. Se trata de un proyecto que busca conocer más a fondo, prevenir y tratar algunas enfermedades que se pueden dar en los viñedos. Aunque en esta zona se emplean diferentes sistemas de conducción, el más utilizado por Lagar de Cervera es el llamado “emparrado tradicional”, y sus suelos se mantienen mediante un manto vegetal y sin utilización de ningún tipo de herbicida, manteniendo así el equilibrio natural y la vida microbiana del suelo.

 

Los vinos de Lagar de Cervera

A continuación encontrarás los vinos elaborados por la bodega Lagar de Cervera:

Lagar de Cervera
es el vino emblema de la bodega. Es un blanco joven elaborado 100% con uvas Albariño de sus viñedos propios de las parcelas en O Rosal y Cambados. Tras la vendimia manual, las uvas se depositaron en pequeñas cajas de 20 kg que se transportaron refrigeradas hasta la bodega. Los mejores racimos, tras su paso por la mesa de selección y despalillado, se mantienen en maceración durante 10 horas y, posteriormente, sufren un suave prensado a 10⁰C en una atmósfera inerte, evitando así oxidaciones. Tras su  decantación, el mosto limpio realiza la fermentación alcohólica a una temperatura controlada de 15⁰C. Tras la primera trasiega  y hasta su embotellado, el vino se mantiene en contacto con sus lías finas mediante bazuqueos periódicos, aportando así densidad y complejidad. Es un vino que destaca muy especialmente por su gran intensidad aromática, sobre todo por sus matices de frutas de hueso como el albaricoque, frutas blancas como la manzana madura, pera y membrillo y un fondo de frutas tropicales, como la piña.  En boca se presenta potente, untuoso y aporta una agradable sensación de frescura. Su retrogusto es muy persistente, complejo y equilibrado.

Pazo de Seoane se elabora con un 82% de uva Albariño de los viñedos propios en O Rosal, y  18% de las variedades Caiño Blanco, Loureiro y Treixadura. Los procesos de  elaboración se realizan por separado en cada variedad, hasta el coupage final previo al embotellado. En nariz predominan los aromas florales, como jazmín y azahar, y además  presenta notas frutales, manzana, melón maduro y  un marcado fondo cítrico. En boca se muestra muy fresco, con la acidez bien integrada y muy equilibrada.