Vinos de Rioja y Ribera del Duero: Similitudes y diferencias

Rioja y Ribera, Ribera y Rioja. Dos de las mayores y más emblemáticas denominaciones de origen de nuestro país, que han abanderado el salto cualitativo del vino español en las últimas décadas, así como su expansión y reconocimiento internacional. Dos denominaciones líderes, que además comparten ciertos rasgos similares, hecho que motiva inevitablemente las comparaciones, así como el surgimiento de fans de una y otra DO.

¿Es mejor Rioja? ¿Es mejor Ribera? ¿En qué se parecen ambas zonas? Para arrojar un poco de luz a este asunto, en Decántalo nos hemos propuesto analizar los puntos en común, así como las diferencias entre ambas regiones vinícolas. ¿Nos acompañas?

vinedo-riberaPaisaje de viñedos de la DO Ribera del Duero. © CRDO Ribera del Duero

Es imposible hablar de similitudes entre la Rioja y la Ribera del Duero sin poner el foco en la variedad reina de ambas zonas elaboradoras: La Tempranillo.

Y es que esta variedad, conocida como Tinta del País o Tinta Fina en la Ribera, es la que imprime el carácter a los vinos de ambas regiones. Además, ambas denominaciones comparten mismo tipo de cultivo.

Aunque no todo son semejanzas en este sentido: Los viñedos riojanos son en general más viejos que los de la Ribera del Duero, lo que afecta a la capacidad productiva del viñedo (viñedo más joven, mayor producción). Por otra parte, los viñedos de la Ribera reciben más insolación que los Riojanos, lo que se traduce en una mayor maduración del fruto.

De esta forma, y siempre en términos muy generales, podríamos decir que los vinos de la Ribera del Duero son vinos de cuerpo, maduros y vibrantes, mientras que los riojanos tienden a ser algo menos contundentes, más profundos.

¿Te apetece descubrir algunos de los vinos “abanderados” de ambas denominaciones? Toma nota:

Pesquera Crianza 2012. Bodegas Pesquera es, sin lugar a dudas, un nombre imprescindible en la DO Ribera del Duero, motor desde sus inicios en los años 80. Este Crianza 2012 nos ofrece una nariz madura y especiada, y un paso por boca muy sabroso y agradable.  Toda la tipicidad de la de la región en tu copa.

Matarromera Crianza 2012. Misma añada y tipo de envejecimiento que nuestra propuesta anterior, y por supuesto, mismo perfil: 100% Ribera. Un vino de alta intensidad aromática y entrada potente y carnosa.

Muga Crianza 2011. De nuevo vamos a por un Crianza, pero no un Crianza cualquiera. Hablamos de Muga Crianza, de bodegas Muga, uno de los máximos emblemas de la Rioja Alta. Carnoso, amplio, especiado y amable. ¡Fantástico!

Viña Real Reserva 2010. Y cerramos estas recomendaciones viajando hasta bodegas CVNE, otra bodega indispensable de la Rioja, para Viña Real Reserva 2010. Un vinazo potente, estructurado y sabroso con una relación calidad-precio a la altura de pocos.

¿A qué esperas para disfrutarlos? ¡Te van a encantar!

Esta entrada fue publicada en Denominaciones and tagged , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario